.post-body img { border-radius: 50%; /* Borde redondeado */ box-shadow: 0px 0px 15px #000; /* Sombra */ padding:0; border:0; -moz-transition: all 1s; -webkit-transition: all 1s; -o-transition: all 1s; } .post-body img:hover { box-shadow: 0; /* Con esto eliminamos la sombra */ border-radius: 0; /* Con esto eliminamos el borde redondeado */ -moz-transition: all 1s; -webkit-transition: all 1s; -o-transition: all 1s; cursor:pointer; }

lunes, 5 de noviembre de 2012

Ven...

Ven mi pequeño, ven, vayamos hacia allá, donde todo es alegría y libertad.
Vayamos ahí, donde nadie nos juzgará. Volemos lejos, más allá de las nubes, traspasando el cielo casi tocando el sol, donde no existe el sufrimiento.
 Ven, mi pequeño, ya no tengas miedo, el dolor es pasajero y la alegría es para siempre.
Ven mi niño, ven, vayamos a ese lugar donde podremos ser felices por primera vez.

2 comentarios:

  1. Que hermoso seria poder encontrar ese lugar donde podamos ser felices, y sino lo encontramos podremos construirlo, muy lindo el texto, saludos.

    ResponderEliminar
  2. Buenaaaaaas! Vi tu comentario y ya estoy por aquí ^^ Te sigo en los dos blogs aunque no te haya comentado todavía allí :)

    Un besito desde http://jedentag15.blogspot.com.es/ :D:D

    ResponderEliminar